Explotación de mangle colorado (Rhizophora mangle L.)

Explotación forestal de mangle en el Delta del Orinoco. Fotos: Juan Pedro Ruiz Allais

El mangle colorado se usa como una fuente de combustible en la mayoría de los pueblos costeros de la América Tropical y Africa Occidental. Es también una fuente de postes para cercas, estaquillas, postes eléctricos y traviesas de ferrocarril. Se reporta que los postes tienen una duración de 10 a 12 años. Los postes responden de manera adecuada a la impregnación con pentaclorofenol1 y creosote. Las porciones de la albura tienden a absorber el creosote de manera más rápida que el duramen. El mangle colorado responde de manera adecuada al tratamiento con los preservativos de borato cromado encobrado y arsenato cromado encobrado. A pesar de que la madera es muy resistente a los ataques fungales y a las termitas, la polilla de mar ha causado un daño extenso después de la exposición al agua de mar por un período de 14 meses. Se obtiene también un carbón de buena calidad a partir de la madera. Al quemarse, el mangle colorado rinde aproximadamente del 60 al 65 por ciento de su peso en forma de carbón. Se reportó una producción de carbón de más de 24,000 toneladas en algunas plantaciones en Malasia.

La madera del mangle colorado es también muy densa. Arroyo reportó una densidad promedio de 1.03 g por cm3 para la madera seca. Chapman (18) reportó una densidad de 1.08 g por cm3 para la albura y de 1.15 g por cm3 para el duramen. La madera tiene una gran elasticidad y dureza. Muestra una tendencia a rajarse y a encogerse en clima seco debido a una gran contracción volumétrica (del 16.8 por ciento) al ir de madera verde a seca. La madera del mangle colorado tiene un uso potencial siempre que se necesiten componentes de madera de una alta fortaleza.

La madera parece ser adecuada para la producción de pulpa disolvente a pesar de que su uso como una fuente de papel parece verse excluido debido al gran grosor de las paredes celulares. La durabilidad del duramen, combinada con su dureza y fortaleza, hacen de la madera una buena materia prima para tableros de partículas sujetadas ya sea con resina o cemento.

Uno de los usos principales de este árbol es para la extracción de taninos a partir de su corteza. Los rendimientos de corteza para los árboles de mangle colorado en Nigeria se calculan como de 110 a 130 t/ha. El contenido de tanino de la corteza varía entre el 15 y el 36 por ciento en base al peso seco. La corteza del mangle colorado se recolecta, se seca y se pulveriza con el fin de obtener un alto rendimiento de tanino. La corteza se utiliza también como una fuente de compuestos para la preparación de adhesivos fenólicos. En Africa Occidental y en la América del Sur, la corteza del mangle colorado ha sido usada para el tratamiento de las hemorragias, inflamaciones, diarreas y la lepra. Las hojas del mangle colorado han sido sugeridas como una dieta suplementaria para el ganado y las aves de corral, debido a su alto valor nutricional.

Se ha sugerido que en las áreas poco profundas, los mangles colorados aumentan la tasa de sedimentación natural al reducir la velocidad del flujo de las aguas, al atrapar detrito y al consolidar los lodos blandos.

Cuando crece bajo condiciones ribereñas, el mangle colorado produce hojarasca a unas tasas más altas que la mayoría de las otras especies de mangles. A pesar de que las tasas de producción, acumulación, descomposición y exportación a otros ecosistemas de la hojarasca varían entre los diferentes tipos de bosques (como los ribereños, en hoyadas, en las márgenes y los enanos), las tasas de pérdida de las hojas son notablemente constantes; en la región del Caribe se encontró que fueron de 2 g/m2/día. La descomposición de este material provee de alimento, nutrientes y substrato para muchos microorganismos. Estos constituyen el comienzo de una compleja red alimenticia que incluye a muchas especies de importancia comercial tales como camarones, cangrejos y peces. Como parte del complejo costero, los mangles colorados mantienen unas altas tasas anuales de productividad, de más de 8 t/ha en las zonas estuarinas. Algunas de estas áreas proveen de las condiciones óptimas para el desarrollo de empresas de acuacultura.

Referencia: Jorge A. Jiménez. Rhizophora mangle L., Mangle colorado, Rhizophoraceae, Familia de los mangles

Bajar PDF

Share Button

© Fundación Costa de Venezuela / Rif: J-40187926-8
Términos y condiciones de uso